Crecen denuncias contra la Fiscalía por presunta persecución política a los últimos 2 alcaldes de Santa Marta

 

 

Cada vez son más las denuncias que responsabilizan a la Fiscalía General de la Nación y otros organismos de justicia de participar en presuntas estrategias de persecución política contra el actual alcalde de Santa Marta, Rafael Martínez y el anterior mandatario Carlos Caicedo, hoy vocero del movimiento Fuerza Ciudadana.

Dichos señalamientos apuntan a que el ente acusador viene orquestando medidas judiciales a petición  de las familias de mayor tradición política del Magdalena, con el aparente fin de evitar que Fuerza Ciudadana siga imponiendo su denominado ‘modelo de cambio en el Distrito’; y ahora sobre el Departamento con las aspiraciones de Caicedo al Gobernación, regida en los últimos siete años por dos miembros de la casa Cotes.

PETRO SE FUE DE FRENTE CONTRA LAS ‘ÍAS’:

La primera autoridad en pronunciarse contra los organismos de justicia y control fue el senador Gustavo Petro, el cual publicó en su cuenta de Twitter: “Ha comenzado la persecución contra los candidatos alternativos al uribismo en la disputa del poder local. La Fiscalía y la Contraloría van contra Caicedo y Jorge Iván Ospina para evitar que ganen en el Magdalena y Cali”.

Lo dicho por el congresista de la Colombia Humana obedece -en parte- a la reciente postura de un Juez del Circuito de Santa Marta, que en la noche del viernes quiso argumentar una medida de aseguramiento domiciliaria contra el alcalde Martínez al considerarlo como un supuesto peligro para la comunidad tras procesarlo en un caso de presuntas irregularidades en la construcción de cinco puestos de salud en la capital magdalenense, implicando también a Caicedo a quien el togado no le comprobó ningún hecho ilícito.

¿POR QUÉ ANTES NO Y AHORA SÍ?:

El argumento del representante de la rama judicial fue rechazo por los dos últimos alcaldes samarios, al igual que por el reconocido abogado defensor, Iván Cancino, quien insiste en que Martínez y Caicedo no cometieron ninguna irregularidad en la construcción de dichos centros asistenciales.

“14 meses después de la petición de la Justicia, un Juez dice que Rafael Martínez es un peligro para la comunidad, lo cual es un argumento insostenible y con un tinte alejado de lo jurídico. 14 meses después de haber administrado a Santa Marta con honestidad, contratando con transparencia. Rafael Martínez es un hombre que ha hecho todo lo posible para que los samarios tengan una buena ciudad, por lo que utilizaremos todos los recursos de ley para revocar”, aseguró Cancino.

De igual forma, la defensa del alcalde enfatizó en que es totalmente contradictorio que el Juez del caso considere al burgomaestre como un riesgo para los recursos públicos, tras ser la misma Justicia la que hace 14 meses descartó cualquier medida de aseguramiento contra el mandatario, por consecuente, la Ley avaló la administración de las finanzas por parte de Martínez, al ser elegido con más de 90 mil votos en Santa Marta.

Lo planteado por Cancino y su suplente, el abogado Luis Carlos Torregrosa, procede de lo ocurrido a finales de 2017, cuando la Fiscalía -en una decisión inusual y sorpresiva – capturó al exalcalde y al actual gobernante, pese a que el órgano judicial no mostró  pruebas sustentables en contra de los dos, por lo que el anterior Juez del caso, decidió no proferir ninguna medida privativa de la libertad, tras basarse en las lógicas del derecho.

ALCALDE Y EXALCALDE SE DEFIENDEN:

Con base en lo anterior se refirió el propio mandatario, quien se dirigió a la opinión pública por medio de un vídeo enviado desde Israel, donde se encuentra desarrollando una visita especial para conocer experiencias con plantas desalinizadoras de agua, con miras a solucionar la situación que desde hace décadas aquejan los samarios por falta del preciado líquido.

“No soy un peligro para la comunidad. El que nada debe nada teme. No es gratuito que seamos catalogados como uno de los mejores alcaldes del país desde que estamos en el cargo en todas las oportunidades en las que el CNC ha hecho estás encuestas. Este domingo regresaré a la ciudad para dar la cara y ratificar mi inocencia”, informó Martínez.

Por su parte, Caicedo también se manifestó a través Twitter: “Este nuevo ataque no es contra el alcalde: es contra la ciudadanía que respalda el cambio que vive Santa Marta. Este ataque en época preelectoral en la que los samarios decidirán si vuelven al pasado, a la politiquería sin resultados o respaldan la profundización del cambio. Alegar que Rafael Martínez es un peligro para la sociedad, es un atropello no solo contra el buen nombre del alcalde sino contra la ciudadanía que lo respalda y que desde hace más de siete años ha confiado en los gobiernos ciudadanos, los que han transformado Santa Marta”.

Finalmente, simpatizantes del alcalde y el exalcalde anunciaron una concentración este lunes en las afueras de los Juzgados que funcionan en el Edificio Galaxia, para expresar su apoyo durante en la audiencia de imputación de cargos.

“Con esta persecución lo que quieren es interrumpir las metas de Fuerza Ciudadana y sus dirigentes, quienes impulsan un modelo de gobierno que ha dado sus frutos en la Universidad del Magdalena y en Santa Marta, y que ahora quiere llevar este proceso a nivel departamental. Santa Marta no puede detener su cambio y la Justicia no puede estar politizada al servicio de los intereses de los clanes políticos que por años desfalcaron los recursos públicos de la ciudad y nunca les interesó favorecer el bien común de los samarios”, acusaron los seguidores de Caicedo y Martínez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *